Translate





English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 14 de octubre de 2012

Medicina Naturales: Hierbas para curar el Hígado

Boldo: Enfermedades del hígado; en especial para estimular la secreción biliar. Ayuda a eliminar los cálculos biliares.

Jengibre: Náuseas.

Ajenjo: Digestivo, regulariza la menstruación, aumenta el apetito.
Contra parásitos intestinales.

Albahaca: Condimento, digestivo. Corrige desórdenes gastrointestinales. Las hojas frescas se emplean en tacos para combatir el dolor de oídos. nte para evitar pérdida de electrólitos oca y encías sangrantes.

Manzanilla: Gastritis, estreñimiento, insomnio. Es digestiva, ayuda a calmar los dolores menstruales. Tomada en exceso es irritante.

Malva: Usada en todas las inflamaciones, interna y externamente. Conviene en las bronquitis, catarros de las vías digestivas e inflamaciones gastrointestinales.

Tomillo: Se usa como tónico del estómago, sudorífico, calmante de la tos, antiespasmódico. En afecciones de la garganta, se usa como antiséptico en enjuagues.

Valeriana: Calmante del sistema nervioso, sedativo. Combate el insomnio, jaqueca, algunos casos de asma, dolor de cabeza. Pequeñas dosis aumentan la función de los órganos digestivos sin alterar el trabajo normal que ellos realizan.

Verbena: Indigestiones, dispepsia. Usadas en las diarreas y hemorragias. También para inflamaciones del hígado. Externamente, en lociones para la curación de las úlceras. Al igual que cualquier párrafo mal empleado, las hierbas pueden llegar a ser dañinas y tóxicas "es conveniente su uso de manera racional o puede convertirse una arma de doble filo que atiente contra la salud del que las utiliza Antes de consumir cualquier tipo de plantas, es indispensable consultar a un experto o conocedor. Sobre todo, deben tener cuidado adicional mujeres embarazadas, personas con presión alta o enfermedad coronaria. Si estás tomando algún medicamento recetado por un médico, este nunca debe dejarse para reemplazarlo por una hierba, sin antes consultar con el médico que te la recetó y con el que manda el nuevo remedio. Mezclar algunas hierbas con medicamentos tradicionales puede ser dañino y muy peligroso. Antes de combinar, ser precavido y preguntar al médico o farmacéutico todas las hierbas, suplementos y fármacos que se toman con frecuencia, incluyendo la aspirina. de esta forma, se evitarás combinaciones riesgosas. Un ejemplo clásico son los medicamentos utilizados para arralar la sangre en pacientes con riesgo de sufrir un infarto. Si se toma aspirina con este fin, y también ajo para reducir el colesterol, y ginkgo biloba para mejorar la memoria, puede haber peligro. Todas estas hierbas también tienen cualidades de arralar la sangre. El riesgo se da porque se puede aumentar el sangrado en caso de accidente o incluso internamente si la persona tiene una úlcera sangrante. Tampoco deben mezclarse antidepresivos industriales y naturales. La hierba de San Juan es uno de los productos naturales más populares en el mercado actualmente. Pero, si ya se está tomando un producto químico para combatir la depresión, no se debe añadir la hierba a la ecuación con el fin de sentirse mejor. Muchos de los antidepresivos recetados afectan los químicos en el cerebro. Puede ser que trabajen con la serotonina o con ciertos inhibidores cerebrales. Debido a que la hierba de San Juan también puede afectar estas mismas sustancias, no es aconsejable combinarlos sin la supervisión de un médico. La misma hierba de San Juan debe usarse con cuidado porque uno de sus efectos secundarios es una aumentada sensibilidad al sol. Si se están tomando drogas que reaccionan con el contacto solar, como la tetraciclina (utilizada para tratar el acné), el riesgo de daño a la piel es muy alto. La efectividad de la medicina natural es impresionante y se ha comprobado a través de los años. Si se toman en cuenta todos los factores mencionados, el herbalismo puede sorprender a más de un incrédulo. Trata de comprar las plantas en un lugar donde garanticen que las hierbas han sido sembradas sin plaguicidas, con una técnica de secado apropiado y en un lugar alejado del moho. Plantas adecuadas para la insuficiencia hepática son las siguientes: Diente de León.-Es un buen estimulante de la función hepática y biliar, siendo muy útil en aquellos casos en que se presente hepatitis (Decocción de 100 gr. De raíces den litro y medio de agua. Tomar tres tazas al día)

Alcachofa.- Es probablemente el mejor remedio para los problemas del hígado. Infusión de dos cucharadas de hojas secas por litro de agua, tres veces al día antes de las comidas

Aceite de Oliva.- En ayunas, a la que se le puede añadir unas gotas de limón para que resulte más fácil de tomar.

Cardo Mariano.- Para curar la congestión del hígado se utilizan las raíces y los tallos así como el jugo de sus hojas machacas en la proporción deseada.

Achicoria.- Maceración durante un par de semanas de 35 gr. De raíces secas trituradas en un litro de vino blanco de jerez. Un vaso diario repartido en varias cucharadas al día. Romero.- Decocción de cucharada de hojas secas por taza de agua. Beber una taza en ayunas.

Ajenjo.- Infusión de una cucharadita de planta seca por taza del agua durante 5 minutos. Tomar 2 tazas al día sin endulzar poco a poco.

Agrimonia.- Beber un par de tazas al día de la infusión de una cucharadita de flores secas por taza de agua después de las comidas. Abedul.- Infusión de una cucharadita de hojas secas por taza de agua. Tomar una taza después de cada comida principal. Tila o Tilo: Las propiedades coleréticas y colagogas de la corteza de tila resultan eficaces en los casos de insuficiencia hepática. (Tomar preparados de jarabe o tintura de venta en farmacias.

Berro: Los berros ayudan a limpiar el hígado y facilitan su recuperación. (Comer la planta fresca en ensaladas)

Alpiste.- El alpiste posee propiedades anti inflamantes que pueden ser útiles para el hígado.

Rúcula.- Por tratarse de un buen amargo, puede estimular la producción de jugos. Cúrcuma.-

La curcumina y otros compuestos como el eugenol ayudan a mejorar la salud del hígado.

Infusiones mixtas: Una buena manera de combinar los efectos beneficiosos de las tres primeras plantas sería tomar tres infusiones mixtas de diente de león y hojas de alcachofa y por la mañana una cucharadita de aceite de oliva virgen. Atención: Todas las plantas mencionadas en este artículo tienen un poder diurético muy grande , por lo que llevan a la eliminación de la orina muy abundante, lo que puede llevar a una descompensación de la tensión en algunos casos, cuando el paciente presente tensión alta o baja. En Caso de problema de la tensión o problemas cardíacos hay que vigilar la evolución de tratamientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario